La lecitina de soja

La soja y todos sus derivados están siendo sometidos al juicio de los investigadores en los últimos años y, al parecer, muchos de ellos coinciden en que no se trata de un alimento tan saludable como nos han hecho creer hasta ahora.

Entre los principales detractores de que la soja sea utilizada como un alimento cotidiano en la dieta, nos encontramos a la doctora Kaayla Daniel, que en su libro The Whole Soy Story Book expone cómo en los años 70 en EE UU se hizo una gran campaña de marketing promovida por la industria de la soja con el objetivo de dar una imagen de alimento sano a este producto.

Sin embargo, según expone, muchos de los productos derivados que se obtienen de la soja tras un proceso de refinamiento como los aceites de soja, pueden ser altamente perjudiciales para la salud.

La doctora Daniel considera que para que esta legumbre no sea un riesgo para la salud, hay que consumirla como se ha hecho siempre en los países orientales, es decir, de forma esporádica y en pequeñas cantidades.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.