¿Sexo? No, gracias

Vivimos en un mundo en el que el sexo es el tema que más conversaciones acapara. En el que se presume de número de amantes, del tiempo que se aguanta o, simplemente, de tamaño y centímetros. Por eso, que alguien se declare asexual es algo que nos resulta, cuanto menos, raro.

El asexual es todo aquel para quien el sexo no es importante, ya que no siente ningún tipo de atracción. Tiene dos variantes: existen personas con algún tipo de deseo sexual, pero que no dirigen este comportamiento hacia los demás por la razón que sea (o sea sí se masturban); y otras cuya libido es absolutamente inexistente.

[pullquote]Un profesor canadiense define la asexualidad como la cuarta orientación sexual, después de heteros, gays o bisexuales[/pullquote]Aunque no sienten interés por el sexo, los asexuales sí pueden amar o tener relaciones estables. Tienen las mismas necesidades emocionales que los demás, la diferencia está en lo físico. ¿Puede funcionar una relación sin sexo? Ellos sostienen que sí, que hacer el amor no es una obligación, aunque están de acuerdo en que las historias con personas ‘sexuales’ pueden llegar a complicarse por este tema.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.