Vestirse desde dentro

La ropa interior ya no sólo es cosa de mujeres. Los hombres cada vez prestamos más atención a eso de vestir bien también por dentro. Ya no vale cualquier calzoncillo que nos resulte cómodo. Ahora el diseño cuenta y mucho.

Las principales marcas son muy conscientes de este mercado y hacen mucho dinero a través de sus líneas de ropa interior masculina. Los precios son más asequibles que los de otras prendas, así que prácticamente cualquiera puede permitirse llevar un slip de una firma de lujo.

En unos años la oferta de ropa interior masculina se ha multiplicado considerablemente. Hemos pasado de un extremo a otro. De colores clásicos como el blanco, el negro o el gris a todo tipo de tonos llamativos y poco discretos. Hasta los estampados inundan la ropa interior masculina. Y ya no hablamos de los típicos dibujos divertidos que a menudo se usan en los calzoncillos, sino de estampados de diseño y absoluta tendencia.

Deja un comentario