Balenciaga regresa a España


50 años después de cerrar todas sus tiendas en España, la firma Balenciaga volverá a estar presente en nuestro país con la apertura de un establecimiento en Madrid. En concreto, se instalará en el número 75 de la calle Lagasca, donde hasta hace unos meses se encontraba la pop up store de Hermès.

 

El punto de venta, que abrirá sus puertas a principios del próximo año, contará con una superficie comercial de 320 metros cuadrados distribuidos en dos plantas. Con una red de distribución formada por cerca de 70 establecimientos en todo el mundo, Balenciaga ha apostado por España para elevar su presencia internacional.

 

Aunque reconocida internacionalmente como maison francesa, es bien sabido el origen español de su creador Cristóbal Balenciaga, que puso en marcha su propia firma en 1917 en un pequeño taller de San Sebastián. Más tarde abriría otras dos tiendas en Madrid y Barcelona, para instalarse definitivamente en París. A finales de los años 60, el propio diseñador mandó cerrar todos sus establecimientos en España y Francia pero, tras su muerte, se siguieron comercializando perfumes y accesorios.

Deja un comentario