Cine: ‘Dos tontos todavía más tontos’

La necesidad de un transplante de riñón y la búsqueda de una hija cuya existencia desconocía, hará que Harry consiga sacar a Lloyd del hospital psiquiátrico en el que lleva ingresado tras sufrir el desamor de su vida 20 años atrás. Juntos de nuevo, emprenderán un largo viaje en el que todo parece haber cambiado, excepto ellos.

[pullquote]La química entre el dúo permanece intacta, aunque se recurre en exceso a la nostalgia y los lugares comunes[/pullquote]Mucho tiempo ha pasado desde que los hermanos Farrelly encadenaran un éxito tras otro (son los directores de Algo pasa con Mary o Yo, yo mismo e Irene) y de que Jim Carrey formara parte del “club de los 20” (actores de Hollywood que cobraban sin problemas 20 millones por película).

Y sin embargo, aquí los tenemos de nuevo en una tardía secuela del que fuera su mayor exitazo juntos. En realidad, esta es la tercera vez que vemos a los personajes en la gran pantalla, pues existe una precuela, fruto del éxito que en su tiempo cosechó la primera película y que, debido a la negativa de los participantes de la cinta originaria a repetir sus papeles, contó con otro equipo totalmente distinto. Incluidos los intérpretes de Harry y Lloyd (por si hay algún curioso que quiera ver ésta olvidada y olvidable película, su título es Dos tontos muy tontos: Cuando Harry encontró a Lloyd).

Deja un comentario