¿Te puedo pedir un deseo?

Seguro que, observando el cielo de noche, habrás pedido más de un deseo a alguna estrella fugaz. Hay fragmentos de asteroides o cometas que se desplazan por el espacio, los llamados meteoroides. Cuando uno de ellos entra en la atmósfera terrestre, se desintegra y es cuando arde dejando un rastro brillante. Es lo que se conoce como estrella fugaz, conocido científicamente como meteoro. Si el meteoroide llega a la superficie terrestre es cuando se le denomina meteorito.

La mayoría tiene el tamaño de un grano de arena, aunque algunos son tan grandes como el Sol. Aunque suelen verse unos pocos por hora, cuando hay una elevada concentración de estrellas fugaces se denomina lluvia de meteoros. Un ejemplo muy conocido es la lluvia de Perseida, que ocurre a mediados de agosto.

Las estrellas fugaces no son lo mismo que los cometas. Si te pidiera el nombre de un cometa, lo más probable es que, el primero que pasara por tu cabeza fuera el cometa Halley, el cual se deja ver cada 76 años, de manera que lo podremos volver a contemplar en 2061.

Deja un comentario