Presume de melena

0
79

3. Serums. Utilízalos sólo cuando sean necesarios (no abuses). Son recomendables, por ejemplo, en el caso de cabello dañado (puntas abiertas), cabello sobre expuesto al sol, o, si con frecuencia, recurres al secador (en este caso, aplica previamente un serum con protección térmica).

4. Cepillado. Imprescindible realizarlo a conciencia por la mañana y antes de dormir para eliminar cualquier partícula de suciedad o polución que haya quedado atrapada entre las fibras capilares. Nunca cepilles el cabello cuando esté mojado (desenreda con peine).

5. Coletas. Si la coleta baja, ligeramente deshecha, forma parte de tu imagen, utiliza siempre coleteros y gomas recubiertas que no partan la fibra (no elásticos). Tu pelo necesita «respirar», por lo que no debes llevarlo constantemente recogido si quieres evitar una caída prematura del cabello.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.