La vida en una piscina: cetáceos en cautividad

Desde el lanzamiento del documental Blackfish, en el cual se muestra la verdad sobre la cautividad de las orcas, cada vez son más los que están en contra de la cautividad de los cetáceos. De todas formas, aún hay quien lo defiende con argumentos (que son más que irrefutables).

[pullquote]Menos de un 5-10% de los zoos, delfinarios y acuarios están involucrados en programas de conservación[/pullquote]Algunos argumentan que la cautividad de estos animales tiene valor educativo, pero lo cierto es que son muy pocos los centros que difunden información sobre los animales y sus hábitats y, cuando lo hacen, a menudo es incorrecta o distorsionada.

Además, los espectáculos son simples exageraciones de su comportamiento natural. Un buen ejemplo de esto es el hecho de que en algunas demostraciones hay leones marinos que dan de comer a una orca, cuando en realidad las orcas se los comen.

Otro argumento que dan a favor es que ayudan a la conservación de las especies. Del total de especies, un 17% tienen algún grado de amenaza. La realidad es que menos de un 5-10% de los zoos, delfinarios y acuarios están involucrados en programas de conservación, pero no lo hacen sobre especies que están amenazadas.

Deja un comentario