Los orgasmos que de verdad las vuelven locas a las mujeres, según este estudio

¿Orgasmo de vagina o de clítoris? ¿Son distintos? ¿Qué necesita una mujer para alcanzar el máximo placer? Te damos la teoría para que la práctica no te pille desprevenido.

En las sociedades más ricas, el sexo está en todas partes: publicidad para vender cualquier cosa, cursos y talleres de todo tipo, pornografía, medicamentos, juguetes y accesorios servidos a domicilio… No tener demasiado interés por ese aspecto de la vida se percibe como algo casi enfermizo, incomprensible.

Sin embargo, a la hora de la verdad vivimos en un mar de dudas y la información más valiosa es la que se adquiere con la experiencia directa, al contrario de lo que sucede con el resto de los temas, en los que buscamos la guía de expertos y la mayor objetividad posible.

En un artículo reciente sobre eyaculación femenina en esta misma sección de El Confidencial, nos lamentábamos de lo complejo que es encontrar datos científicos útiles sobre temas relacionados con la sexualidad, y mencionábamos precisamente la supuesta existencia de dos tipos de clímax femeninos claramente diferenciados, el clitoriano y el vaginal. Esta distinción y su lógica es uno de los temas clave de una nueva investigación publicada en ‘ResearchGate‘ y que contribuye a enterrar un tópico aún muy extendido sobre el orgasmo femenino: que el «auténtico», el maduro y plenamente satisfactorio es el vaginal.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.