Los pasos de una pedicura

Los pies suelen ser los grandes olvidados cuando pensamos en nuestro cuerpo. Sin embargo, tener unos pies cuidados no solo mejora nuestra imagen, sino que también puede ayudarte a prevenir futuros problemas de salud.

En nuestros pies se encuentran muchos puntos reflejos que están conectados con tus órganos, por lo que al cuidarlos lo hacemos también de todo el cuerpo.

Unos pies sanos y bien cuidados son sinónimo de buena salud, por ello debes obligarte a cuidarlos de forma periódica realizando una simple sesión de pedicura. Si es posible, visita tu salón de belleza especializado como mínimo una vez cada mes o mes y medio. A continuación repasamos las pautas para llevar a cabo la pedicura para tener unos pies cuidados y sanos.

  • Paso 1. Se mezcla una cantidad específica de permanganato de potasio con cuatro litros de agua tibia en un recipiente. Se dejan los pies sumergidos en el agua durante un tiempo de cinco minutos.
  • Paso 2. Continua el proceso en el pediluvio, un aparato donde posteriormente pondrás los pies en remojo, que contiene agua tibia con jabón.
  • Paso 3. Pasados cinco minutos con los pies en remojo se retiran para proseguir con la aplicación del removedor de cutícula. De nuevo se sumergen los pies en la espuma durante cinco minutos más.
  • Paso 4. Una vez retirados los pies del pediluvio se remueven todas las células muertas alrededor de la cutícula con la ayuda de un palo denominado palito de naranjo.
  • Paso 5. A partir de este paso se eliminan todas las pieles con la ayuda de una herramienta especial (alicates), seguidamente se cortan las uñas, algo que suele hacerse en forma recta.  Por último, se liman para dejarlas pulidas.
  • Paso 6. Una vez terminado el limado de las uñas, empieza el trabajo en la planta de los pies. Se trabajan las callosidades si las hay, y las durezas que se concentran en la zona del talón o en partes de la planta de los pies. Se utiliza una herramienta que contiene un filo para facilitar la eliminación de la pieles y durezas. Por último se pule la zona con una lima especial.
  • Paso 7. Se desinfecta toda la zona utilizando productos específicos que suelen contener alcohol. En algunos casos se usa directamente alcohol.
  • Paso 8. Aquí se termina el proceso de la pedicura con el masaje y la aplicación de la crema hidratante. El masaje es una de las partes más importantes ya que estimula el flujo sanguíneo. Por este motivo, nunca tengas prisa y disfruta del masaje.
Anuncios

Sé el primero en comentar

Deja un comentario