in ,

Las cejas, en su sitio

"bajo fondo de ojo" by "bajo fondo de ojo" is licensed under "bajo fondo de ojo"

¿Sabías que existen técnicas quirúrgicas para levantar las cejas y rejuvenecer, así, la mirada?

Con el paso de los años, no solo aparecen los primeros surcos más o menos profundos en la frente sino que, además, las cejas tienden a desplazarse, cayendo sobre los párpados y haciendo que los ojos resulten más pequeños y la mirada más triste.

cejas

La cirugía estética ofrece distintas opciones quirúrgicas para elevar las cejas y rejuvenecer la expresión de la mirada.

Las cejas se descuelgan debido a la flacidez progresiva que experimenta la piel del rostro a medida que cumplimos años. Es algo que en la mayoría de los casos no tiene mayor importancia, pero en ocasiones la caída de cejas es tan pronunciada que puede modificar la propia expresión y poner años de más a quien no los tiene.

Unas cejas que caen en exceso sobre los ojos pueden envejecer la imagen de conjunto. Si crees que este es tu caso, tienes soluciones para elevarlas y ponerlas en su sitio. Existen distintas técnicas de cirugía estética, más o menos invasivas, para lograr este objetivo.

La primera consiste en levantar las cejas al tiempo que se eliminan las arrugas de la frente (frontoplastia). Se trata de una operación en la que el cirujano practica unas pequeñas incisiones en el cuero cabelludo (unos centímetros por detrás de la línea de crecimiento del pelo).

A través de dichas incisiones, bien con la ayuda de finísimas agujas o con técnica endoscópica, se libera el tejido que cubre la frente elevándolo hasta la posición deseada, tirando así también de las cejas. Una vez tensado el tejido, se suturan las microincisiones, que no serán visibles al quedar tapadas por el cabello.

Otras técnicas se centran únicamente en la posición de las cejas. En este caso, se utilizan hilos tensores reabsorbibles, con los que se consigue un efecto lifting inmediato que devuelve la ceja a su lugar natural. Estos hilos especiales no son lisos, sino que tienen unas pequeñas púas, que serán las que se fijen en el interior de las cejas.

Se introducen bajo la piel, con una pequeña incisión en el extremo de la ceja (cola) y, una vez colocados, el cirujano tira de ellos para conseguir el objetivo de subir la ceja. Con esta técnica, el hilo tensor se sitúa en el interior y puede quedar suelto, elevando la ceja por la sujeción de las púas, o bien fijo, mediante un anclaje a la altura de la sien.

Como ves, hay más opciones de las que imaginas para devolver la juventud a la mirada con métodos de cirugía estética efectiva y poco invasiva.

Comments

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Loading…

0

Comments

0 comments