Leche de cabra o leche de vaca: ¿cuál es mejor?

La gran variedad de leche que podemos elegir en los supermercados a alcanzado un nivel de sofisticación sin precedentes. Detrás de esa gran variedad hay una creciente tendencia a buscar la opción más saludable. Pero ¿cómo escoger entre la leche de vaca y la de cabra?

Empecemos por las similitudes

leche

La leche de cabra, como la leche de vaca, contiene un azúcar llamado “lactosa” que puede ser difícil de digerir para algunas personas, lo que da lugar a síntomas como cólicos, gases, inflamación y vómito.

Ambas tienen grasas saturadas, estudios han demostrado que la grasa saturada promueve el aumento de peso no saludable. Otros estudios han evidenciado que el 90% de las veces, las personas alérgicas a la leche de vaca son alérgicas a la leche de cabra.

Leche de cabra

leche
Es un producto natural, nutricionalmente similar a la leche de vaca. Una alternativa útil para la gente que no tolera bien la leche de vaca, ya que tiene partículas grasas más pequeñas y contiene menos lactosa.

Funciona bien tanto con el té como con el café y el chocolate, pero tiene un sabor fuerte y distintivo, algo dulce y a veces con un trasfondo salado. La leche de cabra contiene aún más colesterol y grasa saturada (que han sido asociados a las enfermedades del corazón) por porción que la leche de vaca.

Es más blanca, más ácida y un poco más espesa. Contiene más grasa y proteína que la de vaca. Puede ser una alternativa hipoalergénica a la leche de vaca en la dieta humana, ya que puede dar menos alergia en individuos cuya reacción con la de vaca no es muy aguda, pero esto hay que tomarlo con mucha precaución y debe comprobarse siempre bajo control médico.

Leche de vaca

leche

Nutricionalmente, es la más completa de todas las leches que puede encontrar en el supermercado. Esta leche aporta proteínas de alto valor biológico e hidratos de carbono, fundamentalmente en forma de lactosa, además de grasas, calcio, magnesio, fósforo, cinc y otros minerales, así como vitaminas del grupo B y vitaminas A y D.

El calcio de la leche de vaca presenta también una elevada biodisponibilidad, ya que se absorbe en un 32 %. En el caso de sus variedades desnatadas y semidesnatadas, el aporte calórico es menor y, por lo tanto, también lo es su contenido en vitaminas A y D (por esta razón, existen las leches enriquecidas).

(Visited 1 times, 1 visits today)

También podría gustarte

Los comentarios están cerrados, pero trackbacks Y pingbacks están abiertos.

Product added successful