6 cosas que debes hacer por la mañana para tener un buen día

Algunas personas temen las mañanas, y otras personas las disfrutan. Te contamos 6 cosas que podrías hacer nada más levantarte para encontrarte mejor después!

Sí, es cierto que algunas personas por las mañanas ya tienen suficiente con levantarse de la cama y hacer las cosas básicas del día a día. Sin embargo, ¿no te has parado a pensar en todo aquello que puedes hacer para poder disfrutar todavía más y mejor del resto de la jornada? Te vamos a dar algunas ideas, intenta llevarlas a cabo, aunque tengas que acostarte antes y levantarte también un poco antes para que tener tiempo suficiente.

Un paseo rápido. Salir a la calle y exponerte a la luz natural induce a tu cuerpo a restablecer su ritmo circadiano interno para un nuevo día, dándote un impulso de energía, según la National Sleep Foundation. Además, una gran cantidad de evidencia científica muestra que caminar te mantiene saludable. 

Bebe agua. Tan sencillo como eso. Perdemos constantemente líquidos cuando respiramos y sudamos, dos cosas que suceden mientras dormimos. Esta pérdida de líquidos puede llevar a la deshidratación, que puede hacer que te sientas mareado, débil o (en casos graves) confundido. No es forma de empezar el día con buen pie. Bebe un buen vaso de agua (50 cl) para comenzar hidratado y quitarte un cuarto de la cantidad diaria recomendada, que son 2 litros.

Lee un libro. Algunas investigaciones sugieren que la lectura puede reducir el estrés y aumentar la empatía, una cualidad que es crítica para tus interacciones con amigos, familiares y compañeros de trabajo durante todo el día. Dejando a un lado la ciencia, es agradable comenzar el día con una actividad tranquila antes de que llegue el torrente de textos y correos electrónicos de trabajo, y un hábito que suelen tener las personas de éxito.

El ejercicio de “las tres cosas buenas”.Es simple: una vez al día, escribe tres cosas que te salieron bien el día anterior y razona por qué fueron bien. Solo toma 10 minutos y puede tener un gran impacto. El psicólogo que desarrolló el ejercicio encontró que practicarlo durante una semana redujo los síntomas depresivos y aumentó la felicidad durante los siguientes seis meses.

Sigue leyendo >> 1 | 2

Hombre Moderno