Una espalda en forma de V es aquella que es fuerte y marcada y tiene los hombros bien anchos. Para poder tener una espalda bien tonificada es necesario trabajar los músculos posteriores de la espalda muy exhaustivamente.

Un buen trabajo de la espalda conduce a tener mejor postura y un abdomen más fuerte y definido. No es cuestión de 5 minutos, porque para poder tener una espalda de estas características se necesitan de horas de entreno.

Para lucir una espalda en forma de V tienes que trabajar los siguientes músculos:

  • Deltoides
  • Dorsales
  • Romboides
  • Trapecios
  • Músculos inferiores de la espalda

No os preocupéis por eso, existen numerosos ejercicios que sirven para tonificar toda vuestra espalda. Para trabajar los dorsales y los deltoides debéis hacer diferentes ejercicios con barras, poleas y mancuernas.

Los beneficios de tener la espalda en forma de V no solo son estéticos, sino que un buen trabajo de la espalda conduce a tener mejor postura y un abdomen más fuerte y definido.

Hombre Moderno
Logo